¿La Casa del Pueblo o el Pueblo sin casas?

0
12

Por Christian Rosso*

General Pico llegó a sus 115 años…y lo festejó a lo grande. Vino el gobernador Ziliotto e inaugó una obra tarscendental: el Nuevo edificio del Concejo Deliberante y Juzgado de Paz. Digo tarscendente porque seguramente va a durar más que las autoridades que hoy las ocupen.

¡Cómo no celebrar una obra que ensalza la democracia como la Casa del Pueblo! La obra superó los 300 millones de pesos de inversión del gobierno provincial, y claro les representantes del pueblo lo merecen…Y esto no es todo, van a remodelar el edificio de Desarrollo Social (más de 4 millones de pesos) y mientras tanto, van a alquilar una moderna construcción a estrenar por 120.000 pesos mensuales.

Lo que totaliza unos 25 millones más, entre alquileres y refacciones. Es bueno saber que la Municipalidad cuenta con 71 edificios entre propios y alquilados entre sus dependencias, a los que agrega estas módicas incorporaciones. Además de la necesidad de un edificio a estrenar para atender a los más pobres….

Los contrastes se agudizan. Comienzan a chocar lógicas y planteos: frente a los reclamos, cada vez más urgentes y presentes (trabajo, salarios, vivienda, servicios, etc.) las autoridades responden al unísono: ”no hay plata”. Y, desde la realidad, se retruca ”plata hay, pero la usan como ELLXS quieren”.

Así, la preciada democracia, las autoridades, representantes, etc…demuestran una total falta de consideración y empatía por quienes dicen representar: la mayoría del Pueblo. Lxs integrantes de este reclaman viviendas sociales (que podrían construirse mucho más económicas que lo que licitan las empresas, siempre amigas del gobierno).

Sabemos, que nos pasan dos pandemias, la herencia macrista y el virus, pero el pueblo necesita viviendas y trabajo urgente. Alguien por ahí señaló que gobernar es elegir prioridades. Bueno en Pico, le están errando. Cada semana, una nueva ocupación o un reclamo desesperado.

La Casa del Pueblo simboliza una de las peores contradicciones respecto a la falta de viviendas y tierras para la mayoría del Pueblo. De un lado la soberbia y el despilfarro, del otro la necesidad que no tiene ficciones.

*Docente. Desde el Pie General Pico

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here